¿Qué tener en cuenta para financiar tu empresa a través del factoring?

El factoring es una alternativa de financiación que permite a las empresas acceder al pago anticipado de sus facturas por cobrar. De esta manera obtienen liquidez para cumplir con obligaciones, hacer crecer a su empresa, comprar materias primas, entre otras. 

En ocasiones, los trámites para aplicar a esta alternativa se retrasan o no salen como esperamos porque no contamos con los requisitos necesarios. En este blog queremos compartirte algunas recomendaciones a tener en cuenta si quieres comenzar un proceso de venta de facturas, de tal forma que la evaluación del riesgo sea más sencillo y puedas obtener capital de trabajo lo más rápido posible. 

¿Necesitas liquidez para hacer crecer tu negocio? Nosotros nos encargamos. Entra a mesfix.com

1. Documentación de la empresa al día

La ausencia de datos sobre tu empresa puede generar desconfianza o dudas a la hora de evaluar qué tan apto es tu negocio para hacer uso de la herramienta del factoring. Entonces, ten al día todos los documentos financieros y legales de tu compañía y aporta a la entidad todos los que requieran, deben estar actualizados y disponibles. Mientras más información real tenga el prestador del servicio de factoring sobre tu empresa, mejor.

2. Información de tus clientes actualizada

Además de los datos de la empresa, es de suma importancia que la entidad con quien realizas el proceso tenga conocimiento de información relevante de tus clientes, por ejemplo: datos de contacto, RUT, Cámara de Comercio o representante legal. Esto contribuirá a conocer cómo ha sido la dinámica de pagos de tus clientes, a agilizar el proceso de evaluación por el que tendrás que atravesar antes de acceder al factoring y a facilitar el proceso de autorización de la venta de tus facturas con tu cliente. 

3. Facturas y clientes de calidad

Para las empresas que ofrecen servicios de factoring es muy importante conocer la calidad de los clientes que tiene un negocio. La probabilidad de que una compañía califique para hacer factoring será más alta si tus clientes cuentan con niveles de ventas e historiales de pago positivos y además, si la relación comercial se realiza con frecuencia. Cuida a quiénes conviertes en tus clientes, cómo te comunicas con ellos para poder explorar soluciones financieras que puedan contribuir a que ambas partes ganen; pues por lo general los proveedores tienden a tener temor al conversar sobre alternativas como el factoring. 

¿Quieres mejorar el capital de trabajo de tu empresa sin endeudarte? Entra a mesfix.com

4. Centrales de riesgo

La entidad que te ofrece el servicio de factoring, muy probablemente, revisará los reportes que generan las centrales de riesgo. Ten en cuenta que, a pesar de que algunas entidades de factoring revisen la capacidad de endeudamiento, existen alternativas que no ocupan cupo, lo cual puede ser provechoso porque no la reduce.

5. Periodos de facturación

El tiempo de facturación que lleve tu empresa, el tiempo de operación del negocio o el tipo de clientes y sus montos, son factores que se tienen en cuenta cuando solicitas hacer factoring. La clave en este punto es que seas muy organizado y cuentes con respaldo de todo lo que has facturado y el valor de dichas facturaciones. 

Para que tu empresa sea exitosa, además de vender, debes preocuparte por mantener las finanzas de tu negocio en orden, con información transparente, ordenada y al día, obligaciones cumplidas y documentación que acredite su seriedad y compromiso para operar. De esta forma, tu negocio tendrá todo a la mano para calificar con rapidez en procesos de factoring y así, conseguir liquidez lo más pronto posible. 

También te puede interesar “Cómo cuidar a liquidez de tu empresa”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *